Machismo en Japón

Aparentemente el problema data del siglo VII u VIII, durante la concepción de los clanes japoneses (estructuras familiares muy jerarquizadas en que el jefe es el hombre de mayor edad, y en que las mujeres tenían responsabilidades mínimas), y es oficializado de facto con la llegada del confucionismo (que establecía lugares específicos en la sociedad para hombres y mujeres).

La situación se mantuvo así por más de mil años, hasta que la derrota del Japón en la Segunda Guerra Mundial los obligó a aceptar una constitución preparada por los Estados Unidos. Esta nueva constitución incluía, entre muchas nuevas disposiciones, la igualdad entre hombres y mujeres.

La situación ha cambiado, y bastante, desde aquellos primeros años del confucionismo. Pero este pais, por donde se lo mire, no ha dejado de ser bastante machista. Veamos algunos ejemplos:

  1. Cuando una mujer se casa, no sólo pierde su apellido sino que deja de pertenecer a su familia y pasa a ser parte de la familia del esposo. Esto ocurrió por ejemplo con la Princesa Sayako, hija del Emperador, que al casarse con su novio que no pertenecía a la nobleza, pasó a convertirse en una plebeya másperdiendo todos sus derechos reales
  2. No es poco habitual que las mujeres renuncien a su empleo al casarse para “hacerse cargo de su hogar”
  3. Los hombres, en cambio, seguirán trabajando y más bien recibirán un aumento de sueldo por “los gastos extras”. He escuchado que en algunos casos, cuando la mujer decide seguir trabajando, puede inclusive recibir una reducción de sueldo pues “será mantenida por su marido”
  4. Los casos de seku-hara, acoso sexual, son bastante comunes en las oficinas y universidades, pero son raramente denunciados
  5. Los casos de groping, manoseo en los trenes, han llegado a ser tan comunes que la única solución que se les ocurrió a las autoridades fue la de establecer vagones “sólo para mujeres”
  6. Si una chica no se casa antes de los 25 años será llamada un Christmas’ Cake, pues “nadie los quiere después del 25…”

Y la lista continúa casi ad infinitum.

¿Y cómo sería de otra forma, si el machismo está presente hasta en el idioma japonés? Veamos, por ejemplo, como se descomponen las palabras esposo y esposa en función de sus kanjis y radicales (cuadro preparado por Kirai):

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Una de cada mil

Historias de la esclerosis múltiple

El refugio de los incomprendidos

Blog personal enfocado en las reseñas de anime y manga

Para los que necesitan evolucionar

Reflexiones de crecimiento.. para una inmensa minoria.

Zinemaníacos

en la brecha desde 2010

El chalé de Gaius Baltar

Software Libre como herramienta de control de masas

¿Dónde estás?

Diario personal, creatividad en Internet y en nuevos medios. Porque hoy día decir que estás en Internet, no es nada.

- BrainStormOverride -

Fundimos tus Ideas

A %d blogueros les gusta esto: